Potitos ecológicos para bebés: qué tener en cuenta para una mejor alimentación

Existen grandes diferencias entre los potitos ecológicos y los convencionales, cada tipo aporta distintas vitaminas y minerales, además de que existen multitud de opciones, como los potitos vegetales, potitos sin lactosa… Descubre cuáles son los potitos naturales más aconsejables para tu bebé.

¿Qué tener en cuenta a la hora de comprar potitos para tu bebé?

Hay muchas variedades de potitos que podemos encontrarlos tanto en farmacias como en supermercados. A veces se nos hace difícil saber cuál es la mejor opción para nuestro bebé, pero de lo que sí estamos seguros es que queremos que los potitos sean lo más naturales posibles, y que les aporten suficientes nutrientes y vitaminas.

Os contamos algunos consejos a tener en cuenta a la hora de comprar potitos. ¡Tomen nota!

  • Que sean potitos ecológicos.

    Estos potitos tienen menos sustancias químicas y carecen de pesticidas, hormonas y aditivos sintéticos. Además, están los potitos sin gluten y los potitos sin lactosa, que facilitan y mejoran la vida de los bebés que no pueden tomar alimentos con gluten (enfermedad celíaca) o que son intolerantes a la lactosa.

  • Que no tenga azúcares o sal añadidos.

    La sal y los azúcares ya se encuentran naturalmente en los alimentos, si se le añade más es simplemente para potenciar el sabor. Por tanto, será mejor evitarlos y proporcionar potitos naturales a los bebés, sin saturaciones ni potenciadores de sabor agregados.

  • En la mayoría de lo posible es mejor evitar zumos concentrados.
    Aportan una barbaridad de calorías que están compuestas solamente por azúcares y agua. El azúcar se usa para mejorar el sabor y endulzar, es mejor que habituemos a nuestros bebés a comer sano desde pequeños.
  • Olvidaros del aceite vegetal.

    Que todo sea puro aceite de oliva extra virgen, es lo más natural y sano. El aceite de oliva tiene múltiples beneficios para la salud que ayudarán a los bebés a crecer mejor.

  • Evitar potitos espesantes.

    Como los que tienen de materia prima los almidones y las harinas. Contienen mucho azúcar y su finalidad es dar consistencia a los productos semilíquidos.

  • Alejarnos de los productos con aditivos.

    Todo lo que contenga vitaminas sintéticas es mejor dejarlo fuera de la alimentación de los bebés, es mejor proporcionarles zumos de frutas naturales.

  • Probar el potito antes de dárselo a tu bebé.

    Esto es indispensable, tenéis que probarlos para ver si tienen buen sabor, si huelen bien, y si tienen una buena textura.

potitos sin gluten

 

Razones para alimentar con potitos ecológicos a tu bebé

Si os paráis a leer la etiqueta de un potito convencional os vais a dar cuenta de la cantidad de químicos que posee, potenciadores de sabor y pesticidas.
Por su parte, los potitos ecológicos contienen sólo alimentos ecológicos que no contienen conservantes, ni aditivos, ni espesantes, ni azúcares añadidos ni sales y siempre son procedentes de agricultura libre de pesticidas. Los potitos ecológicos tienen un sabor más natural y auténtico e incluso disminuyen el riesgo de padecer alergias alimentarias.

La gama de potitos ecológicos BebeBio es una de las opciones más seguras y responsables para elegir, ya que la elaboración de estos alimentos infantiles se parece más a como lo haría una madre o un padre, es decir, aprovechando la fruta y verdura fresca tal cual, cocida al vapor y triturada hasta que queda convertido en puré. El proceso de conservación se realiza mediante procedimientos basados en calor.

Para la selección de proveedores, tenemos en cuenta varios factores, siendo el primero que estén certificados por la U.E. como productores ecológicos.

potitos vegetales

Contamos con potitos naturales para bebés:

  • Sin leche.
  • Sin gluten.
  • Sin huevo.
  • Sin sal añadida.
  • Sin azúcares añadidos.
  • Sin conservantes ni potenciadores de sabores.
  • 100% ecológicos.

Y según tus preferencias de alimentación, como nuestro potito vegetal de cordero y guisantes indicado para bebés de a partir de 6 meses, compuesto completamente de fibras vegetales, procedentes de verduras y frutas frescas y ecológicas.

Ahora que sabéis en qué se diferencian y las propiedades de los potitos convencionales y los potitos ecológicos. ¿Te animas a probar uno ecológico?

Dejar una respuesta

Tu email no será publicado. Los campos obligatorios están marcados *
Puede utilizar estos HTML etiquetas y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>